miércoles, 30 de noviembre de 2011

Publicado por: Karina Vindas R. Farmacia U.I.A

Ilustraciones del proceso


El filamento delgado de la actina se desliza sobre los filamentos gruesos de miosina hacia la parte central del sarcomero.

La teoría básica del deslizamiento de filamentos sostiene que no hay acortamiento de filamentos gruesos o delgados, si  no deslizamiento. Esta es la explicación del por qué la banda A no se acorta y en cambio si lo hacen las banda I y H. Tampoco la longitud de los filamentos cambia cuando se estira el musculo; lo que ocurre es que disminuye la superposición de los filamentos finos y gruesos.

El filamento de la miosina tiene procesos transversos de 20 nm de largo, compuestos por unas 150 moléculas de miosina. Durante la contracción, cada cabeza de miosina se asocia con un fragmento de actina adyacente. La cabeza realiza entonces un movimiento de báscula que “rema” los filamentos de actina hacia el centro del sarcomero. La distribución bipolar de las moléculas de miosina hace que el deslizamiento de los filamentos delgados tenga lugar en sentidos opuestos hacia el centro del sarcomero.

Un movimiento simple de rotación de las cabezas de miosina acorta el sarcomero en un 1% su longitud. Sin embargo es habitual encontrar en la contracción isotónica un acortamiento de hasta un  50% de la longitud del sarcomero, que se completa en aproximadamente una decima de segundo. Esto se logra por la repetición, unas 50 veces de la operación d “remo” de las cabezas de miosina.  Daniel P. Cardinali

Es como tirar de un gran peso por medio de una cuerda, paso a paso. La relajación se produce por desvinculación de los filamentos de actina y miosina.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario