jueves, 1 de diciembre de 2011

Función de Transporte

Publicado por : Jessica Bustamante C. Famacia U.I.A

En los seres vivos son esenciales los fenómenos de transporte, bien para llevar una molécula hidrofobica a través de un medio acuoso ( transporte de oxigeno o lipidos a través de la sangre) o transportar moléculas polares a través de barreras hidrofobicas ( transporte a través de la membrana ).

Regulan el movimiento de las moléculas solubles en agua mediante la membrana plasmática, también llamadas canales proteicos, forman canales que dan la oportunidad de que moléculas pequeñas solubles en agua penetren la membrana.
  
Otras proteínas de transporte son las llamadas proteínas portadoras, tienen sitios de unión, parecidos a los sitios activis de las enzimas, que pueden unirse a moléculas específicas en uno de los lados de la membrana. Proteínas receptoras son gatillos moleculares que desencadenan respuestas celulares cuando algunas moléculas especificas en el líquido extracelular, como hormonas se unen a ellas (1). Proteínas de reconocimiento y las glucoproteínas funcionan como rótulos de identificación y sitios de fijacion en la superficie celular.
 

“Por ejemplo la membrana plasmática contiene proteínas
transportadoras que permiten el ingreso de nutrientes tales como
azucares, aminoácidos, nucleótidos y la membrana interna de las
 mitocondrias contiene proteínas transportadoras que permiten el
ingreso de piruvato y ADP y el egreso de ATP.”


Hemoglobina

La hemoglobina transporta oxigeno desde los pulmones, las branquias o la piel del animal hasta sus capilares para usarlos en la respiración. Los organismos muy pequeños no necesitan una proteína de este tipo porque sus necesidades respiratorias las satisface la simple difusión pasiva de oxígeno a través de sus cuerpos.

Hemocianina
                                                                                                                                                   
 Es el transporte de oxígeno en la sangre de algunos animales como gasterópodos (caracol), cefalópodos (pulpo), y crustáceos (malacostracos). El 90% del oxígeno de los cefalópodos es transportado por la hemocianina, que lo cede cuando pasa a través de los tejidos.

Mioglobina

Proteína que se encuentra en el musculo, donde actúa como reserva de oxígeno. La mioglobina se combina con el oxígeno liberado por la hemoglobina de los glóbulos rojos, y lo transporta hasta la mitocondria, donde participa en la oxidación de sustratos energéticos. Está formada por uba única cadena polipeptidica y un grupo prostético, llamado grupo hemo (es la zona de la molécula a la que se une el oxigeno, y confiere a ambas proteínas su color característico.

Citocromos

Son proteínas de color oscuro que desempeñan una función vital en el transporte de energía  química en todas las células vivas. Las células animales obtienen la energía de los alimentos mediante un proceso llamado respiración aerobica; las plantas capturan la energía de la luz solar por medio de la fotosíntesis. Los citocromos intervienen en los dos procesos.

Lipoproteínas

Los lípidos y las proteínas se asocian de manera no covalente para formar lipoproteínas, que funcionan en el plasma sanguíneo como vehículo de transporte para los triacilgliceroles y el colesterol.

Estructura de las lipoproteínas.

Las partículas de las lipoproteínas sufren un procesamiento metabólico continuo, de modo que tienen propiedades y composiciones variables. Cada una de ellas contiene proteínas, fosfolípidos y colesterol solo suficientes como para formar una monocapa de un espesor aproximado de 20A de estas sustancias sobre la superficie de la partícula.
 

  Las proteínas de membrana pueden agruparse en tres clases.

Proteínas integrales. Son las que penetran la bicapa de lípidos, son
proteínas transmembranosas, que cruzan toda la bicapa de lípidos y
tienen dominios que sobresalen por ambos lados de la membrana,
extracelular y citoplásmico.

Proteínas periféricas. Se localizan por completo fuera de la bicapa
 de lípidos, ya sea en el lado citoplasmático o extracelular, aunque
se relacionan con la superficie de la membrana mediante enlaces no
covalentes.

Proteínas fijadas con lípidos. Localizadas fuera de la bicapa de
lípidos, ya sea en la superficie extracelular o la citoplasmática, pero
 que tienen enlaces covalentes con una molécula de lípidos que se
 sitúa dentro de la bicapa.



Transporte por las membranas.
Transporte pasivo. Movimiento de substancias por una membrana, que va hacia un gradiente de concentración, presión o carga eléctrica. No requiere de gasto de energía por parte de la célula.
Difusión simple. Difusión de agua, moléculas liposolubles a través de la bicapa fosfolipidica de una membrana.
Difusión facilitada. Generalmente solubles en agua, a través de una membrana, con participación de las proteínas de membrana
Osmosis. Una membrana que es más permeable al agua que a los solutos disueltos.
Transporte que requiere energía.  Movimiento de substancias a través de una membrana, generalmente en contra de un gradiente de concentración, utilizando energía celular.
Transporte activo. Movimiento de pequeñas moléculas individuales o iones a través de proteínas de membrana que se mueven, utilizando energía celular, generalmente ATP.
Endocitosis. Movimiento de partículas grandes, incluyendo moléculas grandes o microorganismos completos, dentro de una célula mediante un proceso en el cual la membrana plasmática engloba material extracelular, formando sacos rodeados por membrana que entran al citoplasma.
Exocitosis. Movimiento de materiales hacia  afuera de una célula mediante el empaquetamiento del material en un saco membranoso que se mueve hacia la superficie celular, el cual se fusiona con la membrana y se abre hacia el exterior, permitiendo que su contenido se difunda hacia afuera.

Referencias:
 
Voet, D.2006. Bioquímica. Edición 3. Editorial. Médica panamericana. Pág. 333,454        

Derlin, T. 2004. Bioquímica: libro de texto con aplicaciones clínicas. Editorial Reverte. Pág. 571

Voet, D. 2007. Fundamentos de bioquímica. Edición 2. Editorial médica panamericana. Pág. 138   

Ichir, E. 2008. Química bianorganica. Editorial Reverte. Pág. 217

Tejion. 2006. Fundamentos de bioquímica estructural. Edición 2. Editorial Tebar. Pág. 145,117

Bachmann, K.1978. Biología para médicos: conceptos básicos para las facultades de medicina. Editorial Reverte. Pág. 40 (2).

Campbell, N. 2001. Biología conceptos y relaciones. Edición 3. Editorial Pearson Educación. México. Pág. 42, 44

Audesik, T. 1997. La vida en la tierra. Edición 4. Editorial Prentice hall. Pág. 109, 110, 112, 115

Karp, G. 2005. Biología celular y molecular: conceptos y experimentos. Edición 4. Editorial McGraw-Hill. Pág. 141, 146, 147  

Murray, R. 1994. Bioquímica de Harper. Edición 13. Editorial manual moderno. Santafé de Bogotá. Pág. 59-69,586 (3)

Mora, R. 2009. Biología para bachillerato para educación diversificada. Edición 4. Editorial. Editorama. San jose, CR. Pág. 9-11

Mendoza, N.2008. Farmacología médica. Editorial Médica panamericana. Pág. 473 (4)
 







1 comentario: